*

SSP implementa dispositivo de seguridad en La Herradura

Vecinos del fraccionamiento porteño habían anunciado armarse ante la ola de robos.

Veracruz, Ver.- Elementos de la Secretaría de Seguridad Pública prometieron a los vecinos del Fraccionamiento La Herradura, con quienes se reunieron la tarde del domingo, un patrullaje permanente así como coordinarse próximamente con la Policía Naval y Tránsito del Estado para colocar retenes en la zona.

“Desde este momento, inmediatamente pondremos dos unidades con seis elementos cada una para lidiar con la inseguridad (…), ya vamos hacerlo bien en forma con la Delegación de Tránsito y con policía Naval; vamos a ver cuál será la estrategia a seguir”, dijo Noé Andrade Vázquez, subdelegado de Seguridad Pública Veracruz-Boca del Río.

En esta zona donde se han sufrido tres robos por semana, según los vecinos, las acciones de los retenes de la SSP consistirán en revisar autos y motos que no sean del lugar, según lo expresado por el subdelegado.

“Nos comentan que son jóvenes entre 14 y 17 años, una de las medidas (será) mandar más patrullaje en la zona, poner retenes junto con delegación de Tránsito para revisar lo que son motos y vehículos que no son de la zona”.

Además el subdelegado aseguró que es el primer llamado que tienen por parte de los vecinos de la zona y criticó que la gente no tiene la educación para hablar a los números de emergencia.

“Desgraciadamente mucha gente lo que le falta es la educación para llamar al 066 o 089, si no hablan ellos  no se tienen estadísticas, no hay índices y ahorita como creció el problema ya es cuando la gente comienza a comentarnos”.

Además dijo que el Ayuntamiento ya mandó una unidad para ver la puesta del alumbrado público, aunque este no esté municipalizado.

“Desde este momento ya está la unidad para checar lo del alumbrado porque me comentan que no está municipalizado, (pero) viendo la problemática hay orden por parte del presidente de que se les repare”, puntualizó.

Apenas la noche del sábado, alrededor de cincuenta vecinos habían manifestado su inconformidad por los tres robos promedio que existen en la zona cada semana.

En voz de uno de los habitantes, Federico Flores, habían anunciado que el día lunes comenzarían patrullajes en la zona y si era posible, armarse con palos o machetes para defender sus calles y casas.

También leyeron...

También te interesa...